Mis tratamientos faciales favoritos II: infiltraciones en Mira + Cueto

Vogue-Paris-May-2017-Emily-DiDonato-by-Alique-5

©Alique

Siempre me imaginé casándome joven, pero voy por 32 y esto no parece que sea una cosa próxima. Cada vez son más las amigas y futuras novias de mi generación que me preguntan cómo mejorar sus arrugas para el día de su boda. La mayoría cuando les hablo de infiltraciones se interesan muchísimo y a la vez arrugan el ceño. Si hablamos de botox para qué queremos más. Escándalo.

Por eso, decidí informarme  bien sobre el tema y preguntar a las directoras de belleza de todas las revistas donde he trabajado (Vogue, Elle y Harper’s Bazaar) y todas me contestaron lo mismo: solo atrévete a hacerte algo en Mira + Cueto. ¿Por qué ellas y no otras? Porque tienen cinco cosas que me parecen importantísimas cuando hablamos de ‘pinchazos’: sentido común, sentido de la estética y el equilibrio, formación y experiencia.

Entrada 01

Así que allí me planté en su clínica dispuesta a saberlo todo sobre el tema, a probarlo en mis carnes (me puse un poquito en la frente y tan contenta) y poder informaros como intento hacer siempre. Tuve la suerte de entrevistarles y preguntarles para vosotras todas las dudas que os asaltan. Esto fue todo lo que hablamos:

-¿Con cuánta antelación debería ir una futura novia a visitar Mira + Cueto?

Si es un tratamiento médico estético, con infiltraciones, mesoterapias, bótox y ácido hialurónico para embellecer, IPL para quitar manchitas o marcas… 6 meses antes es perfecto. 

Si, por el contrario, no es partidaria de los pinchazos y son tratamientos más de cabina e hidratación, se puede planificar para realizar limpiezas y tratamientos de luminosidad 1-2 meses antes. Pero todo depende del diagnóstico del paciente.

Vogue-Paris-May-2017-Emily-DiDonato-by-Alique-1-2

©Alique

-¿Como se realiza el diagnóstico?

Contamos con todas las tecnologías de vanguardia para el diagnóstico dérmico que nos ayudan a determinar el tratamiento más adecuado para el tipo de piel del paciente en cuestión. 

Estos son algunos de los exámenes que hacemos para lograr nuestro objetivo de un diagnóstico riguroso y fiable:

+ Análisis cutáneo superficial: la superficie de la piel se puede ver alterada de múltiples formas y esto puede producir a su vez cambios en la piel. A la hora de analizar una cara es fundamental determinar cuál es la alteración principal de la misma y cuales son secundarias en todos sus parámetros: hidratación, secreción sebácea, elasticidad, pigmentación, cambios vasculares y porosidad.

+ Estudio morfológico del rostro: analizar la armonía de las facciones y de los volúmenes faciales, así como en medir los soportes grasos y óseos de la piel.

+ Ecografía facial: determinar el estado de la piel en cuanto al contenido y calidad de colágeno, envejecimiento de las estructuras faciales: dermis, hipodermis, músculo y hueso. Esta tecnología nos permite realizar no solo el diagnóstico inicial, sino que también nos ayuda al seguimiento de los resultados obtenidos una vez iniciado el tratamiento.

+ Análisis genético.

Vogue-Paris-May-2017-Emily-DiDonato-by-Alique-1

©Alique

-¿Cuál creéis que es el éxito de vuestra consulta?

En la previa realización de un perfecto diagnóstico de la piel, un proceso sin el cual no sería posible alcanzar la excelencia en el tratamiento y en los resultados.

-¿Recomiendáis pinchazos en la cara para una futura novia? 

¿Por qué no? Tanto si es una novia mayor como una novia joven. Siempre se puede embellecer, con precisión y teniendo siempre en cuenta la naturalidad y la armonización y proporción del rostro.

-¿Existe una edad para empezar con tratamientos de este tipo?

En realidad, no existe una determinada. Todo depende de la necesidad y del planteamiento personal. Si hablamos de tratamientos médico-estéticos en general, la corrección debe conseguir una prevención.

La genética determina nuestras características de base, pero si actuamos pronto con tratamientos médico-estéticos, tras un diagnóstico donde se valora la necesidad, no se envejece ni pasa el tiempo de la misma manera. Esto significa que podemos modificar, en parte, nuestra base genética y dirigir nuestro envejecimiento.

Las disarmonías faciales tratadas debidamente consiguen que el paso del tiempo impacte de manera distinta, pues podemos evolucionar cada vez más al equilibrio y a la armonía y no a la disarmonía sin tratamientos. Hay que detectar el punto de impacto, es decir, la zona débil personal y aplicar en el momento adecuado el tratamiento necesario.

¿Aprobáis entonces las infiltraciones y tratamientos preventivos?

Estarían indicadas para realizarlas en una edad temprana en pacientes con piel fina y seca que tienen mucho menos aporte graso y de hidratación. Lo ideal sería empezar entre los 25-30 con mesoterapias tempranas de Ácido Hialurónico, vitaminas y minerales. En este caso concreto, si tienen una arruga marcada por ejemplo en el entrecejo, sería también recomendable hacer un tratamiento de bótox.

El bótox preventivo está muy indicado para quienes tienden a fruncir muy frecuentemente el entrecejo (por herencia gestual genética, por miopía/astigmatismo o poca tolerancia a la luz…) y, sobre todo, pacientes con piel fina que, no sólo son candidatos al marcado de arrugas con el paso del tiempo, sino que, incluso antes de que estas se fijen, suelen ofrecer un aspecto de ‘enfado’, estrés o mal humor que, en general, otorga al rostro una expresión poco agradable y favorecedora.

La infiltración preventiva -antes de los 33 años- de Toxina Botulínica no debe entenderse sólo como tratamiento para evitar el fijado de surcos futuros, sino que, como lo planteamos en Mira + Cueto, funciona como retoque flash con efectos muy favorecedores en el momento. Al relajarse la fuerza de los músculos corrugadores, se suaviza ese efecto de ‘cara enfadada’, lográndose al instante una expresión general más relajada, afable y favorecedora.

Además, en su aplicación preventiva, en lugar de como ‘remedio’ para líneas ya fijadas, al necesitarse, en general, menos dosis, también resulta más económico.

Otros tratamientos preventivos pueden ser mesoterapia de refuerzo periocular con micro-infiltraciones de nutrientes a medida (agentes hidratantes, antioxidantes, vitaminas…) para aportar ‘grosor’ y consistencia dérmica a la zona.

También la prevención puede realizarse con tratamientos sin infiltraciones como, por ejemplo, drenajes linfáticos preventivos de bolsas, IPL o peelings… La radiofrecuencia es un protocolo ideal para estimular el colágeno. Entre los 30-35 sería ideal llevar un plan semestral para ayudar a ese estímulo de colágeno necesario ya que la degradación de colágeno es mayor que la síntesis.

Vogue-Paris-May-2017-Emily-DiDonato-by-Alique-2

©Alique

– ¿Tenéis algún tratamiento específico para estar radiante en el día de la boda?

Además de oxigenaciones faciales y una rutina de belleza (de verdad) en casa, recomendamos infiltraciones de Micro Bótox. Es un tratamiento médico-estético de efecto flash idóneo para fulminar los signos de cansancio y relajar el rostro antes de un gran evento.

También, si es necesario, realizamos infiltraciones extra de Ácido Hialurónico y Vitaminas Antioxidantes para potenciar el efecto buena cara inmediato.

Con el tratamiento se logra un efecto de piel suavizada y tersa al producirse un ligero tensado de la piel y la atenuación de las pequeñas líneas de expresión. En global, el aspecto es de rostro más relajado, fresco y descansado. Además, los resultados se perciben de forma inmediata, aunque alcanzan su ‘culmen’ pasadas entre a 24-48 horas por lo que se recomienda realizar el tratamiento 2 ó 3 días antes del evento (o la boda, en el caso de novias o invitadas).

-¿Desde qué precio se puede disfrutar de sus tratamientos?

Dermocosméticos a partir de 70€ y los de infiltraciones a partir de 350€.

1 comentario
Ver comentarios

  • Marusa / 10 abril, 2019 a las 9:26

    Me parece muy interesante todo lo que comentáis…. pero vivo en el norte y no se si hay posibilidades de hacer algunas de vuestras propuestas por aquí. Muchas gracias.,🌿

Comentar

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *